Incentivos fiscales en medio de la crisis

Incentivos fiscales en medio de la crisis

Los incentivos fiscales puede ser el reconocimiento de costos y gastos como deducibles del ISR o bien como créditos fiscales para abonarlo al pago de otros impuestos.

Me encontraba leyendo, cuando vi un comentario que decía: “si las empresas pueden pagar millones al teletón porque no pueden pagarle a sus empleados”

Quien lo escribió tiene toda la razón, si las empresas pueden donar millones de quetzales a obras benéficas porque en medio de una crisis como es el caso de la pandemia COVID-19 las empresas dejan de pagar a sus empleados y las razones pueden ser una mala asesoría por parte de sus asesores fiscales o bien una mala interpretación del patrono quien en este momento de crisis no considera oportuno pagarle a sus empleados.

Desde el punto de vista fiscal en Guatemala me atrevo a decir que la Administración Tributaria en el sentido de que en al año 2021, considerando que la crisis global de la pandemia haya terminado, al momento de fiscalizar una empresa determinada, el auditor fiscal pondrá en duda el pago de los salarios considerando que en el año 2020 por órdenes del gobierno se suspenden todas las actividades del sector público y privado sin embargo es importante mencionar que el gobierno no aclara o no regula el pago de salarios a los trabajadores y se limita a restringir las actividades económicas con el afán de frenar la propagación del virus, en este sentido es importante aclarar y me atrevo a decirlo sin la menor duda razonable de que las empresas pueden y deben cumplir con el pago a los empleados y las prestaciones de los mismos siempre que esto se documente para futuras auditorias fiscales, y desde mi punto de vista si es defendible siempre que se documente adecuadamente el pago a los trabajadores y que no se deje de cumplir con las obligaciones patronales, esto significa que las empresas podrán acreditar dentro de sus costos y gastos deducibles del ISR para el periodo que finaliza al 31 de diciembre  del año 2020 todos los salarios pagados, documentados y respaldados.  

Considerando que actualmente no existe una política fiscal que permita o deje claro que dichos costos y gastos por salarios pueden ser deducibles del ISR anual y quizás por esta razón algunas empresas han dejado de pagar los salarios y han decidido despedir a su personal, el Presidente de la república a través del congreso debe emitir una ley de protección fiscal, para las empresas que cumplan con el pago de los salarios y obligaciones laborales esto ayudara a que el sector privado se motive y vea a la Administración Tributaria como un aliado en medio de la crisis.

debe en cierto modo blindar a la entidad privada pero también asegurar que la economía del país siga avanzando en función del consumo interno y asegurar que el cumplimiento de las obligaciones sean un costo deducible del ISR en el futuro, lo que podemos denominar una política de incentivos fiscales, se deben quitar los candados a los donativos y los costos de publicidad en este momento de crisis, hay empresas que por la naturaleza de sus actividades pueden contribuir con donativos, divulgación, o concientización directa a las comunidades necesitadas esto ayudara al gobierno a reducir esfuerzos y mejorar su alcance en su lucha contra el COVID-19.

Me gustaría saber su opinión al respecto, deje sus comentarios.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Miembro de:

Copyright © 2020 Auditores & Consultores AFCA.